bubok.es utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y a recordar sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Ver política de privacidad. OK
Buscar en Bubok

Viti1990

Publicada el 6 de agosto de 1964, la Ecclesiam suam no es propiamente hablando una encíclica social pero, al igual que Juan XXIII, la dirige también a todos los hombres de buena voluntad. De forma prudente y sabia Pablo VI afirma en la encíclica, en varias ocasiones, que no pretende «decir cosas nuevas ni completas; para eso está el concilio ecuménico», pero abre su corazón de pastor y comunica a la Iglesia entera tres pensamientos[1] que agitan su espíritu y que en el desarrollo de la encíclica los concierne en tres ejes fundamentales del documento

[1] Cfr. H. Sebá López, Curso de Doctrina Social de la Iglesia, Bogotá 2003, 109-111