El Prado y "Fígaro"

Comprar Libro en papel por 20€ Comprar eBook en PDF por 3€

"Fígaro", con su tipo de morito distinguido y señorial, de sombrero de copa, de levita azul, marcándosele en los pantalones ajustados las piernas combeadas hacia atrás de hombre nervioso y recio, y tocando el suelo con su bastón ?un "véngala" que compró en Lisboa?como si fuese un ciego, ciego de rato en rato por mirar la luz fúlgida del cielo, pasa paralelo a todos y, sin embargo, en un andén del Prado hacia el que no podemos atravesar. Se ve que quiere ir solo y estar solo. Mira a lo lejos las gentes que vienen hacia él, pero aparta de ellas los ojos cuando están cerca, porque hay una gran promiscuidad en mirarse de cerca, y él no quiere incurrir en ella. Eleva toda la cabeza hacia el cielo, con ese gesto de orear la barba y aligerar su agobio en regiones más etéreas. ?l, que no ama las cuestas, ni esas piedras de Madrid que, como escribió Gautier, "nos muerden como bocas de perros", adora este paseo, recto, seguido, como la planicie castellana".

Quiero publicar un libro Ver mas libros